IMPULSANDO LA JUSTICIA INTERNACIONAL, LA RESPONSABILIDAD DE PROTEGER Y MAGNITSKY - Embajada de Venezuela en Canada
16734
post-template-default,single,single-post,postid-16734,single-format-standard,bridge-core-1.0.3,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode-theme-ver-18.0.5,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.7,vc_responsive

IMPULSANDO LA JUSTICIA INTERNACIONAL, LA RESPONSABILIDAD DE PROTEGER Y MAGNITSKY

“La presencia de nuestro presidente y canciller y de expertos de primer nivel marca la preocupación internacional y el carácter urgente de la ayuda que la comunidad internacional debe comprometer en el caso de Venezuela”, finalizó diciendo el embajador Viera-Blanco.

La Embajada de Venezuela en Canadá sostuvo un encuentro virtual con  un grupo de reconocidos panelistas internacionales para conversar sobre Justicia Internacional, y la aplicación del principio de Responsabilidad de Proteger y de las Leyes Magnitsky.

(Otawa, 10.21.2020) Con el fin de apoyar el llamado internacional del presidente encargado de Venezuela Juan Guaidó de aplicar hacia Venezuela la doctrina de “Responsabilidad para Proteger “, (conocida como “R2P” por sus siglas en idioma inglés), la embajada de Venezuela en Canadá llevó adelante este evento internacional que se inició con el Presidente Guaidó.

EL Presidente Guaidó expresó claramente que “la comunidad internacional debe mantener un balance entre el concepto de soberanía y la responsabilidad internacional, especialmente en los casos en el que estado no cumple con su deber básico de atención y cuidado de su gente y actpua excantamente al contrario.”

En una discusión franca con reconocidos expertos expresó  claramente que “Impulsamos junto con la comunidad internacional la aplicación del principio de responsabilidad de proteger a los venezolanos que están sometidos a una hambruna y violaciones de derechos humanos que incluyen crímenes de lesa humanidad. Maduro es el responsable directo y además quien ha dirigido la disolución del Estado, la mayor corrupción jamás conocida, en sociedad con el narcotráfico y grupos y países terroristas. Nuestra responsabilidad es proteger a nuestra gente. ”

Este evento contó con la participación del profesor canadiense, ex ministro de Justicia/Fiscal General y parlamentario Irwin Cotler quien además dirigió el grupo de expertos que sustanció la demanda contra Maduro en la Corte Penal Internacional (CPI) remitida por seis países. Cotler abogó por insistir en la remisión de Maduro en la CPI, en abrir casos en cortes de países libres contra responsables de violaciones de derechos humanos siguiendo el concepto de Jurisdicción Universal y apoyar a las coaliciones internacionales de apoyo a Venezuela y sus parlamentarios, y por la aplicación de sanciones Magnitsky para eliminar los “paraísos seguros” de los violadores y corruptos.

Vanessa Neumann, nuestra embajadora ente el Reino Unido, magistralmente se refirió a la relación entre violaciones de derechos humanos y corrupción, “muy bien descrita en el informe de la Fact Finding Mission que señala el uso de la tortura para proteger y continuar la corrupción.” Igualmente se refirió a lo ilegítimo del régimen de Maduro, no sólo por su fraude originario sino por su “incapacidad como gobierno y su sumisión, arrodillaje ante sus jefes extranjeros” con lo cual desapareció su pretensión de soberanía.

Bill Browder influyente empresario impulsor y  defensor de las leyes Magnitsky en EE. UU., Canadá y Europa compartió su visión de globalizar las Leyes Magnitsky que buscan que corruptos disfruten de las bondades de occidente disfrutando sus riquezas mal habidas en total impunidad y desparpajo. Browder, cuyo abogado fue precisamente Sergei Magnitsky, insiste en “un enfoque práctico que le elimine ese cielo seguro a los corruptos y violadores de derechos humanos.” R2P se expresa en su opinión “en sanciones concretas que les impidan su libre tráfico en países democráticos.” Browder expresó su apoyo a las sanciones a individuos venezolanos que se encuentran en Europa, continente que viene tomando pasos para adoptar estas leyes país por país.

La diputada Delsa Solórzano, abogada y presidenta de la Comisión de Justicia y Paz del parlamento venezolano, por su parte ofreció una visión de la gravedad de la situación, de las dificultades que las fuerzas democráticas tienen para rescatar la democracia y de la necesidad apremiante de apoyo internacional. En un llamado a la comunidad internacional, expresó la necesidad y la solidez constitucional de la continuidad de la actual Asamblea Nacional para dirigir el país en la fase que se avecina, “frente a esta inmenso fraude electoral, lo que está en juego no la continuidad  de un hombre sino la continuidad del último vestigio de democracia en nuestro país: nuestra Asamblea Nacional.” En contexto tan complejo, la diputada Solórzano hizo un dramático llamado a la comunidad internacional para la activación de mecanismos de R2P: “No podemos solos!”

Jared Genser, el asesor especial en R2P del Secretario General de la OEA, Luis Almagro, se estrenó públicamente en este evento internacional en la oportunidad de expresar el esfuerzo encabezado por Almagro en una materia vital e inédita en la región. Informó que la OEA trabaja hacia un mecanismo de prevención y respuesta frente situaciones de flagrante y masiva violación de derechos humanos en la región. “R2P es una prioridad del Secretario General, en su trabajo para garantizar justicia y rendición de cuentas”. Informó la conformación y activación de trabajo en R2P y particularmente sobre Venezuela, prioridad en este sentido. Finalizó señalando que “El gran desafío de Almagro es la conformación de una coalición internacional que haga frente a los regímenes criminales.”

Finalmente, el embajador Orlando Viera Blanco señaló que “visto el drama venezolano, el R2P ha dejado de ser un tema tabú y prohibido de la diplomacia internacional y se convierte en parte del trabajo de la diplomacia venezolana. Sin duda, Maduro está en la mira de la justicia internacional. El gran desafío del Presidente Guaidó y de su equipo diplomático es propiciar la voluntad internacional de aplicar las herramientas que ofrece R2P.”